viernes, 20 de agosto de 2010

LOS DESCONOCIDOS DE SIEMPRE de MARIO MONICELLI (GRUPO CÍNECOS)


Los Desconocidos De Siempre

Jueves 26 de agosto
Título original: "I Soliti Ignoti" (1958)
Dirigida por Mario Monicelli; con Claudia Cardinale, Vittorio Gassman, Marcello Mastroianni, Totò, Renato Salvatori, Memmo Carotenuto, Carla Gravina, Tiberio Murgia y otros. (106 min.)

Simplemente una de las mejores comedias de todos los tiempos. Un film dotado de un guión extraordinario, escrito en parte por el propio director Mario Monicelli, que nos sumerge en mundo de estrambóticos perdedores delincuentes de buen corazón, que tienen la esperanza de que con un robo "científicamente" preparado a una casa de empeño se harán ricos. La historia es un retrato de una época, tallada a base de un humor típico italiano, humor que roza lo absurdo. Está repleta de situaciones hilarantes, ayudado por unos actores en estado de gracia, encabezados por dos monstruos, Vittorio Gasman y Marcello Mastroiani, que nos ofrecen dos perfiles distintos de dos perdedores en tiempos complicados.

Maria Esperanza, en el blog "La Barbarie", comenta que: "Sintéticamente, 'Desconocidos' es un tratado de ética, en el verdadero sentido de la palabra (no en el sentido 'lo que falta en este país es gente con ética'), o sea: cuál es la mejor vida, y cómo vivirla. Esta película pertenece al subgénero 'ladrones sin habilidad que intentan un gran golpe y uno sabe que van a perder', intersectado con el subgénero 'ladrones quieren hacer un último golpe y retirarse'. La película transcurre en Roma, en plena reconstrucción de posguerra. El elenco es sublime y todos parecen divertirse continuamente. Marcello Mastroianni, antes de pasar a aser la efigie hierática de spleen y belleza en que lo convirtió Fellini, se divierte. Toto es Toto. Y el gran, enorme Vittorio Gassman, llena la pantalla, hace slapstick, la pasa bien, enamora a las italianas, y es sin duda el mas grande y hermoso de todos."

El gran especialista argentino Jorge Dana (quien ha realizado documentales sobre el tema) dijo en un reciente reportaje que: "Dino Rissi, Mario Monicelli, Furyo Scarpelli, señalan que para que surja ese producto excepcional en el mundo de la cinematografía fueron necesarios dos factores ligados estrechamente a la cultura italiana. En primer lugar la existencia de un componente dramático -nada ajeno al momento que vivía Italia en el momento de esa producción, la posguerra- tratado con distancia, en registro comedia. Por otro lado un rasgo cultural de los italianos: la capacidad de reírse de sí mismo, posiblemente para adelantarse a los otros."

"Los Desconocidos de Siempre', de Monicelli estaba destinado a ser una parodia del film policial francés 'Rififi', que se llamaría 'Rufufu'. Pero Monicelli decidió que filmaría esa comedia como si se tratase de un film dramático: fotografía en matices de gris de Gianni di Venanzo, decorados austeros, aceras lluviosas, atmósferas de bruma. También se trabajó el relato, la adustez de los personajes originales se tornó en modestia y carencia con visos dramáticos, trabajados en clave de comedia.
Esa es posiblemente la clave de la Comedia a la Italiana: relatar con humor situaciones y sucesos esencialmente dramáticos. 'Los Monstruos' o 'Il Sorpasso', de Dino Rissi, 'Policías y Ladrones' de Monicelli o 'Nos Habíamos Amado Tanto' de Scola son algunos buenos ejemplos."
"En 'Los Desconocidos de Siempre' se producen incluso gestos que podríamos llamar fundacionales -que refuerzan el señalado efecto de equipo-, como el de la presencia de Totó -el viejo actor cómico- junto a Gasman y Mastroianni, jóvenes en la época; en ella el más viejo da una lección a los jóvenes (la famosa secuencia de la terraza). Podríamos decir: una verdadera transferencia generacional."

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada